Apple

“El chip personalizado del Apple Watch es una gigantesca ventaja para Apple”, entrevista al conocido analista Ben Bajarin

portada
En el mundo tecnológico hay pocos analistas que tengan experiencia profesional de primera mano en el sector de semiconductores. Ben Bajarin es uno de ellos. Trabajó durante un año en Cypress Semiconductor al comienzo de su carrera profesional, lo cual le da una perspectiva única cuando hablamos de los procesadores que tienen nuestros dispositivos favoritos.

Bajarin forma parte del equipo de la firma Creative Strategies, donde su objetivo es “entender cómo y por qué los consumidores utilizarán nuevas tecnologías digitales en su vida diaria”. También es el co-fundador de Tech.pinions, uno de los sitios web y podcast más influyentes sobre el mercado de tecnología de consumo y su análisis. 

No es ningún secreto que los procesadores de la familia “Ax” de Apple son los más potentes del sector. Con cada nueva iteración del iPad y iPhone, vemos cómo la compañía es capaz de superar en rendimiento a dispositivos de la competencia con más potencia sobre el papel. Tanto, que los últimos iPad Pro ya rivalizan con equipos como el MacBook Pro básico de 2016.

Y en los últimos años, vemos cómo su savoir faire se ha extendido al mundo de los wearables con el Apple Watch y los AirPods, así como el Mac a través de la Touch Bar. Nadie en el mercado ha sido capaz de igualar esta propuesta y por eso hemos querido hablar con Ben Bajarin, para que nos arroje más luz sobre este apasionante tema.

Entrevistamos a Ben Bajarin, director de Creative Strategies

iPhone
Applesfera: Para presentar a nuestros lectores el mercado de silicio y antes de hablar sobre Apple, creo que es necesario describir quiénes son los principales protagonistas y cuáles son sus puntos fuertes. ¿Puedes explicar cuáles son las principales diferencias entre Intel, Samsung, Qualcomm, TSMC, ARM y Apple?

Ben Bajarin: Hay varias diferencias entre todas las compañías mencionadas. Intel y Samsung son similares porque ambas diseñan el chipset pero también lo manufacturan. TSMC es un fabricante de procesadores. ARM crea la especificación y la arquitectura subyacente que compañías como Apple, Samsung, Qualcomm y otras muchas licencian y sobre la que construyen.

Solía haber más players en el mercado de chips móviles, como Texas Instruments y sus procesadores OMAP e Intel con los SoCs de la familia Atom. ¿Qué les ha pasado?

La industria de semiconductores lleva un tiempo consolidándose, de modo que muchos de ellos se han fusionado o han sido adquiridos por players mucho más grandes.

“Apple tiene la ventaja de que no tienen que atravesar muchas de las certificaciones y los amplios desafíos de compatibilidad que tienen otros como Intel y Qualcomm”

Poniendo el punto de mira en Apple, ¿cómo ha sido posible que una forastera como ella sin ningún tipo de experiencia previa en el diseño de chips es capaz de lanzar cada año un SoC que siempre saca ventaja a lo que hay en el mercado y ahora comienza a desafiar procesadores de escritorio?

Hay varias razones para ello. Apple adquirió mucho talento a través de la compra de compañías de semiconductores y contrató a varios de los mejores diseñadores de procesadores que existen. Apple tiene la ventaja de que no tienen que atravesar muchas de las certificaciones y los amplios desafíos de compatibilidad que otros como Intel y Qualcomm deben superar porque Apple no vende chips a terceros.

Esto le da una ventaja a Apple para integrar y construir silicio exclusivamente para el software que crean. Por esta razón, su silicio siempre está ajustado a iOS y macOS y, por lo tanto, tendrá un desempeño mejor.
portada
En el pasado has comentado que la decisión de Apple de diseñar sus propios chips es una de las decisiones estratégicas más infravaloradas de la historia tecnológica reciente. ¿Podrías entrar en detalle sobre esta afirmación? ¿Qué beneficios obtiene Apple de controlar toda la baraja de tecnologías en este sentido?

Apple siempre ha sido una compañía muy integrada verticalmente y al controlar todo el hardware posible, consiguen diseñar tanto el software como los servicios alrededor de esta integración. Significa que si Apple tiene una visión de algo nuevo o diferente que quieren hacer y no hay silicio ahí fuera que pueda hacer lo que necesitan, simplemente pueden diseñarlo ellos mismos.

Mirando hacia cuánto crédito recibe Apple sobre el hecho de que construyan su propio hardware, diría que ese crédito ahora que pueden controlar la mayor parte de su silicio es mucho más profundo.

“Apple también ha innovado mucho alrededor de la experiencia del dispositivo y eso va mucho más allá del modem”

Sobre esa pelea entre Qualcomm y Apple, hace tiempo leí algunos de los argumentos hechos por Qualcomm y me sonaban a que se estaban atribuyendo parte del mérito de lo que hace Apple. ¿Podrías arrojar alguna idea sobre este asunto?

Sí, esto es lo que Qualcomm ha dicho, que gran parte de la innovación que traen con su conectividad ha beneficiado al iPhone más de lo que Apple quiere reconocer. Tanto Apple como Qualcomm tienen argumentos muy sólidos en este debate.

La realidad es que el iPhone es lo que es en gran parte debido al modem [de Qualcomm que incorpora], pero Apple también ha innovado mucho alrededor de la experiencia del dispositivo y eso va mucho más allá del modem. El argumento de Qualcomm es que añaden más valor al iPhone del que Apple les reconoce y esa es la razón de que lo empujen.
Qualcomm
La realidad virtual, realidad aumentada e inteligencia artificial son los temas candentes en el mundo tecnológico. Precisamente son tareas muy intensivas en gráficos en vez del rendimiento de las CPU. ¿Acaso esto cambia las normas de juego en términos de ventajas competitivas para Apple? ¿Es esta la razón detrás del drama de Imagination Technologies que comenzó hace unos meses, porque Apple ya está trabajando en su propia GPU?

En cierto grado, sí. La GPU se está convirtiendo en el chip más importante de todos nuestros dispositivos. Apple siempre ha customizado enormemente la tecnología de GPU que licencia de Imagination. Pero si de verdad están diseñando su propia tecnología de GPU, entonces esto les coloca en una posición aún más contundente desde el punto de vista competitivo. Porque ahora pueden diseñar tecnología de GPU para sus propias ambiciones y de manera exclusiva para los tipos de experiencias de realidad aumentada e inteligencia artificial que quieren crear.

Última pregunta, esta vez acerca de los dispositivos wearables. Parece que, mientras que Apple construye un SoC específico para el Apple Watch, otros competidores reutilizan procesadores de smartphones de gama baja. ¿Hasta qué punto supone una ventaja el poder construir un chip personalizado a medida que el mercado de wearables se vuelve más personal?

Sin ninguna duda esto es una gigantesca ventaja para Apple. La mayoría de chips que están utilizando las compañías para sus smartwatch no fueron originalmente diseñadas para ese uso y esto es algo que se nota en la experiencia de usuario. Qualcomm ha ayudado a solventar parte de este desafío en los últimos meses al optimizar la familia de chips Snapdragon y eso está ayudando. Pero un diseño customizado para experiencias específicas siempre va a otorgar una experiencia de usuario superior y no muchas compañías tienen el lujo de hacer lo que hace Apple.

Información de contacto | Ben Bajarin en Twitter.

También te recomendamos

¿Por qué son rechazadas las solicitudes del paro de los autónomos?

Entrevistamos a Jorge Palanca, Mobile Product Manager de Wuaki TV sobre el futuro del Apple TV y la televisión en nuestro país

"El verdadero reto ha sido controlar un shooter con una sola mano", entrevistamos a Xavier Carrillo-Costa, CEO de Digital Legends


La noticia “El chip personalizado del Apple Watch es una gigantesca ventaja para Apple”, entrevista al conocido analista Ben Bajarin fue publicada originalmente en Applesfera por Eduardo Archanco .

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *